9 may. 2018

Huida desde Barcelona. Batalla del río Segre



Acción de Gracias en la plaza de Catalunya
En el centro, Juan Yagüe
                                             Huida desde Barcelona. Batalla del Segre
.
La derrota en la batalla del Ebro, comenzada el 25 de julio de 1938 y finalizada el 16 de noviembre de ese año, supuso para la República española su final virtual, certificado con el precipitado abandono de Barcelona y Gerona. Este fracaso se sumó al cosechado en los mismos días en la batalla del río Segre,
El ejército republicano en Le Perthus
Entre los ríos Segre y Noguera Pallaresa se enfrentaron cerca de cien mil hombres por cada bando entre abril de 1938 y comienzos de 1939. La victoria la consiguieron los nacionales encabezados por Fidel Dávila Arrondo, José Solchaga Zala, Agustín Muñoz Grandes y José Moscardó. El ejército republicano estuvo dirigido por Juan Hernández Sarabia.
Los nacionales atacaron la cuenca hidroeléctrica del Segre, tras haber tomado Lérida el general alavés Fernando Barrón Ortiz con su 13ª División el 3 de abril de 1938, después de una semana de combates contra la 46 División de Valentín González "El Campesino". Tremp cayó eldía7 de abril.
.
Tras una cierta resistencia republicana en las villas costeras próximas a la desembocadura del río Ebro, Tarragona fue tomada por los nacionales el 15 de enero de 1939.
Entonces, tanto las fuerzas de la república como la de los teóricos independentistas catalanes y los cuerpos internos de seguridad, huyeron sin presentar resistencia alguna, a pesar del elevado número de teóricos combatientes, procedentes de la batalla del Ebro, de los milicianos sindicalistas recientes "héroes" del mayo del 37, y de los cientos de miles de adultos catalanes opuestos a los ideales y programa de la España nacional cuya extrema pasividad contrastó con el sacrificio realizado por los republicanos en, por ejemplo, el Puente de los Franceses, el Ebro, Guadalajara, o la Ciudad Universitaria madrileña o, por el otro bando, en Toledo, el Ebro, Santuario de Santa María de la Cabeza u Oviedo-Gijón.
.
Los nacionales entran en Gerona
En su afán de no correr riesgos, las autoridades republicanas, tanto civiles como militares, huyeron a Francia y, para no ser tan visible esta fuga, ordenaron evacuar Barcelona con urgencia. La disposición alcanzó incluso a personal administrativo. Por esta, mi padre fue movilizado, pero logró fugarse de la singular comitiva camino de Le Perthus regresando a Barcelona con su esposa y el recientemente nacido hijo, que había sido bautizado como Josep Antoni Bru, Jose Antonio Bru.
.
En su huida hacia Francia, el mando republicano procedió a asesinar a presos civiles. Rafael Sánchez Mazas logró huir de la formación de nacionales que iban a ser fusilados en un claro de bosque,. La bondad de un joven miliciano, que le encontró escondido entre los matorrales y no le denunció, le salvó de ser reintegrado ante la boca de la ametralladora.
.
Juan Negrín
Los nacionales entraron en Barcelona el 26 de enero de 1939. Una popular Acción de Gracias ofrecida en la plaza de Catalunya, culminó la emotiva llegada nacional a Barcelona.
El 4 de febrero tomó Gerona la IV División Navarra mandada por Camilo Alonso Vega, que paseó con tranquilidad y desenfadadamente por la ciudad
.
El 16 de febrero, desde París el presidente de la República española, Juan Negrín, acompañado por Julio Álvarez del Bayo voló hasta el aeropuerto de Los Llanos en Albacete donde había convocado a la cúpula militar de Madrid encabezada por el coronel Segismundo Casado y a los administrativos pertinentes.
Dos misiones llevaron a Negrín hasta el aeropuerto manchego:
Atender la orden dada por Stalin de resistir combatiendo todo lo posible, y ya que no se había hecho en Barcelona se hiciese en Madrid. Casado, los militares republicanos y los socialistas, encabezados por Julián Besteiro y Wenceslao Carrillo, se opusieron a la orden de Negrín, obedecida solo por los comunistas. Se libró una batalla en Madrid, hasta que los comunistas se apercibieron que sus líderes, Pasionaria, Santiago Carrillo (hijo de Wenceslao), José Díaz etc. habían emigrado.
.
1936.  Durante la guerra civil, Cataluña
se miraba en Madrid. A la hora de la verdad
los catalanes no se comportaron como
lo habían hecho los madrileños
Dar instruccioness para que las" divisas" existentes en el Banco de España se trasladaran a México (1). Allí las recogió Indalecio Prieto. La sesión de Cortes realizada en París el 31 de marzo resultó "pintoresca" al tratarse este tema, ignorado por casi todos los diputados y cuya resolución a todos sorprendió.
Y Negrín regresó a París. Pero la guerra continuó, eso sí, descafeínada.
..................
.
(1) Fundamentalmente, el envío de "divisas" consistió en el producto de las cajas particulares, que fueron reventadas y saqueadas, previa confiscación. Leer detalles en el segundo artículo enlazado.
.
Los dos últimos artículos relativos a la guerra civil española son: